PEREYRA, LEANDRO N.

Es difícil describir ese cóctel perfecto de sentimientos y emociones, el convertirnos en privilegiados espectadores, espiar diferentes formas de vida, volar sobre un arrecife, sentirse único, relajado y en paz ………Como olvidar los almuerzos en el inconfundible Astuto; las risas infinitas; la inmejorable compañía; el sol y sus 32 grados…..…. Maracaibo con  su seductor azul profundo; las perfectas cavernas de Punta Sur; lo loco de un cenote………..Como olvidar a cada uno de ustedes, como olvidar que estuvimos ahí.